Las Estanterías en la Decoración de Interiores


Vinilo decorativo estantería de especias

Si te planteas una decoración moderna y práctica para tu hogar, una de las mejores soluciones es aprovechar las posibilidades que sin duda nos ofrecen las estanterías. En el mercado actual las opciones de estanterías son casi ilimitadas: altas, bajas, de uno o varios cuerpos, estanterías modulares, de pared, flotantes, movibles, etc. Fabricadas con diferentes materiales: madera, escayola, fibras naturales o sintéticas y de metal. Hoy podemos elegir a la carta todo tipo de estantes y piezas combinadas.



Está perdiendo vigencia el gran mueble multifuncional del salón, que tradicionalmente ha servido para colocar libros, las fotos familiares, recuerdos de viaje y, a menudo la televisión o equipo de música. Se está imponiendo un nuevo concepto en el área de estar, ahora se opta por situar una o varias piezas de tamaño más reducido con estantes, puertas o cajones. A su vez, en el resto del hogar se distribuyen algunas estanterías más, de dimensiones variables según las necesidades. Si hablamos de muebles grandes, para sacar el máximo partido a los metros disponibles lo mejor, sin duda, es encargar unas estanterías a medida o comprar unos conjuntos y montarlos nosotros mismos. Sobre todo cuando se desea aprovechar espacios irregulares, huecos o esquinas.



El precio se incrementa notablemente dependiendo del material elegido y la mano de obra del profesional. Más económica y muy resistente resulta la escayola o cartón yeso, un material que cada día encuentra más aceptación. A las dos características citadas hay que añadir una puramente decorativa: admite muchos acabados, aunque lo más común es optar por un laqueado o un semi-laqueado. De esta manera se puede integrar con facilidad en la decoración de cada ambiente. Su mayor inconveniente es que, una vez colocadas, quedan fijas y no pueden trasladarse para modificar la distribución de la decoración interior del hogar.



Los sistemas modulares resultan muy prácticos, porque podemos ir sumando elementos a medida que se necesitan, algo muy indicado cuando la casa o sus habitantes están creciendo. Hasta hace poco tiempo, los módulos estaban reservados casi en exclusiva a habitaciones utilizados como estudio o para dormitorios juveniles; pero la gran variedad de materiales y acabados de los últimos años los hace indicados también para el salón o el dormitorio principal. Se consideran ideales para aprovechar lugares estrechos como el pasillo, porque visualmente ocupan poco espacio y no son muy profundos. Los elementos de las estanterías que se puede comprar en kit parten de los 20 cm de fondo, suficiente para libros de tamaño normal.



Conviene, ante todo, valorar las necesidades y ser realista: un mueble importante de madera oscura, inspirado en el estilo antiguo, sólo queda bien en un gran salón y con buena luz natural. Para espacios pequeños, son más apropiadas las estanterías claras y sin trasera. En ambientes clásicos, lo más adecuado son las maderas oscuras. En los modernos, una tonalidad clara, como el haya natural, se considera más indicada y siempre puedes optar por pintarla, decaparla o colocarle estantes de cristal, muy ligeros visualmente.



Comentarios

Entradas populares de este blog

Carrera Comunicación Social. Opiniones de formación Universitaria con futuro

Pasto sintético para baseball

LABERINTOS FILMS PRODUCCIONES, CALIDAD AUDIOVISUAL EN PANAMÁ